sábado, 10 de noviembre de 2012

Decenas de muertos y heridos tras explotar dos coches bomba en Siria

Un niño, junto a un artefacto desactivado en Taftanaz, en la provincia de Idlib.| AfpAl menos dos coches bomba han explotado cerca de varios cuarteles del régimen sirio en la ciudad de Deraa (sur), donde, según la oposición y medios oficiales, se cobraron decenas víctimas entre las tropas gubernamentales.

El activista Omar al Hariri, residente en Deraa, dijo vía internet que los muertos y heridos se cuentan por decenas ya que es la zona de la ciudad donde se concentra un mayor número de efectivos militares del régimen, mientras que la agencia oficial de noticias Sana solo señaló que los atentados dejaron numerosas víctimas.

De igual modo, el opositor Observatorio Sirio de Derechos Humanos informó en un comunicado de que decenas de miembros de las fuerzas del régimen murieron o resultaron heridos en las explosiones.


Según Al Hariri, un primer coche bomba detonó en el estadio Panorama, que se ha convertido en el mayor feudo de las tropas del régimen en Deraa.

El segundo explotó poco después cerca de la sede de la Seguridad Militar y del Club de Oficiales, explicó el activista, que precisó que estas zonas son usadas por el régimen para bombardear otros puntos de Deraa.

La versión del Observatorio apunta que los dos vehículos estallaron en el patio trasero del Club de Oficiales de forma consecutiva.

Enfrentamientos entre rebeldes y las tropas

Por el momento, la agencia Sana solo reseñó que "terroristas" detonaron dos coches bomba, lo que causó víctimas y grandes destrozos materiales.

Tras los atentados, se desencadenaron duros enfrentamientos entre los rebeldes y las tropas gubernamentales, mientras las ambulancias trataban de socorrer a las víctimas, de acuerdo a los opositores.

En los últimos meses se han registrado numerosos atentados con coche bomba, de los que el régimen responsabiliza a "grupos terroristas", aunque la mayoría han sido perpetrados en Damasco y sus alrededores.

Entretanto, los combates entre los rebeldes y las fuerzas gubernamentales se intensificaron en la provincia septentrional de Al Hasaka, fronteriza con Turquía, donde en los últimos días los insurgentes han tomado el control de un puesto fronterizo y de varias sedes de la seguridad. Los rebeldes capturaron la sede de la autoridad local de la localidad de Tamar y varios cuarteles militares de la zona, señaló el Observatorio.

Los enfrentamientos entre ambos bandos también fueron especialmente violentos en la provincia oriental de Deir el Zur, cuya ciudad sufrió fuertes bombardeos.

Además, los ataques con artillería pesada y proyectiles de mortero del régimen se centraron, asimismo, en Damasco y las localidades de su periferia, mientras que los aviones de combate castigaron la provincia de Raqa (noroeste).

La violencia se recrudece en Siria mientras que la oposición intenta reorganizarse y unificar sus filas en Doha, donde aeste viernes fue elegido el cristiano e izquierdista George Sabra presidente del Consejo Nacional Sirio (CNS), el principal grupo opositor.

No hay comentarios:

Publicar un comentario